14.4.11

Dando nombre a la colección: "enredada"

Este pececillo de madera lo compré el año pasado en Copenhague. Tengo otros dos, pero éste es el que más me gusta, así que me cuesta un poco desprenderme de él. Me pareció que podía merecer la pena, en cualquier caso, así que... bye-bye o glup-glup, pez bonito; te echaré de menos. De verdad!


Y esto es lo que he hecho con él: pescarlo con un collar.


Lo he subido a la micro-shop-micro-machine.


Pues eso: glup :: glup :: glup :: bye, pink fish. O no, nunca se sabe! :)

No hay comentarios:

Publicar un comentario